¿Cómo conservar y cuidar tus joyas

Ponte las joyas DESPUÉS de usar productos de estética . Evita en la medida de lo posible que entren en contacto con productos en spray, perfumes, cosméticos o cremas que puedan dejar residuos o crear abrasiones.

No utilices productos de limpieza con tus joyas puestas . Igual que los cosméticos, los productos de limpieza tienen químicos que pueden dañar el brillo e integridad de los metales y piedras preciosas. El amoniaco, la tintura de yodo y el mercurio son tres sustancias especialmente peligrosas para algunos metales. 

Las joyas y el mar/las piscinas no hacen buena pareja . En verano, a todos nos encanta bañarnos en el mar o relajarnos en el jacuzzi, pero asegúrate de no llevar puestas tus joyas. La sal y el cloro pueden dañar de manera irreversible el color de los metales y diamantes. 

Si vas a hacer deporte, deja tus joyas en casa.  El sudor es ácido y puede dañar los metales. Además evitarás golpes que dañen el metal o debiliten los engastes, que a la larga podrían hacer que se pierdan las piedras. 

Límpialas  de la manera adecuada.  Te recomendamos que tomes como hábito limpiarlas cada vez que las uses, simplemente pasando un trapo de algodón para eliminar huellas dactilares, grasas y polvo. Puedes revisar nuestra guía de limpieza de joyas si necesitas información más detallada para cada tipo de metal. 

Guárdalas en el joyero y bien protegidas.  Has de tener en cuenta que el metal se puede rayar con facilidad, y tener tus joyas organizadas hará que permanezcan mucho más tiempo como recién compradas. Algunos consejos:
JOYAS CON DIAMANTES. Los diamantes rayan todos los metales. Mantén todas las joyas de diamantes separadas del resto, si puede ser, en bolsita de terciopelo o en su caja de joyería original.
CADENAS. Para evitar que se enreden, guárdalas cerradas y envueltas (basta con un papel de seda)
PARA EVITAR LA OXIDACIÓN. Puedes meter en el joyero un sobre de bolitas anti-humedad (silica gel) para crear un ambiente lo menos corrosivo posible.

Examina periódicamente los cierres de las cadenas y pulseras para asegurarte de que no se abran.

Guía de limpieza y cuidados para cada tipo de metal 


Joya de acero inoxidable

El acero inoxidable es un material cada día más popular en la elaboración de accesorios, por su buena calidad y precio accesible. En Harmonía contamos con cientos de diseños en este material, que es perfecto para las personas alérgicas, que viven en climas muy húmedos o que tienen un pH muy ácido.

El acero es naturalmente plateado, por lo que todas las prendas de color dorado, oro rosa o negro tienen aplicada una capa de color, que se debe conservar con ciertos cuidados. 

Las joyas en acero están fabricadas con Hierro, Cromo y Níquel, en menor porcentaje. Esto crea una fina capa que evita la corrosión del hierro, y hace que no se oxide. 

A pesar de que el acero es antialérgico, en muchos casos existe la preocupación por la sensibilidad o reacciones alérgicas al níquel (afortunadamente no muy comunes), por lo que debemos aclarar que hasta el acero  de la mejor calidad contiene una pequeña cantidad de este elemento, así que debemos tener en cuenta el grado de sensibilidad de nuestra piel. 

Debes tener en cuenta las siguientes recomendaciones para asegurar que su color no sufra ningún tipo de cambio: 

  • No exponerlas a agentes corrosivos como: cloro, grasa, detergentes ni a la salinidad. Hay que tener especial cuidado  con los acabados en dorado, oro rosa o negro, pues son piezas bañadas o chapadas, cuya duración es más limitada y son  más delicadas.

  • Evitar ponerse perfume o crema sobre las joyas de acero.

  • Si deseas darle brillo, limpiar tu prenda con un paño seco será suficiente.

Si, por el contrario, tu accesorio se encuentra manchado o tiene algún tipo de suciedad difícil de quitar, lo mejor es que utilices un poco de agua tibia con jabón suave para removerla.

Recuerda que tus accesorios en acero inoxidable requieren de estos cuidados para conservar su color (principalmente el dorado, rosado y negro) y así puedas tenerlos por un largo tiempo en excelente estado.

Joya de plata 925

Este material hace referencia a la aleación de la plata con otro metal o metales, como por ejemplo, el cobre. Así pues, la plata 925 no es plata pura, pero es de muy buena calidad.


Con el tiempo y el contacto con el sudor y el aire, este material puede tomar un color amarillo u oscuro. Para evitar que esto ocurra rápidamente debes seguir los siguientes consejos:


  • Evita bañarte o dormir con tus joyas

  • Guárdalas por separado, evitando el contacto con otros materiales.

  • No las expongas a sustancias como el cloro, líquidos de limpieza, grasa, perfumes, cremas, sudor, etc.

  • Cuando éstas empiecen a cambiar de color, puedes limpiarlas con una mezcla de bicarbonato y agua para  quitar la capa que empieza a oxidarse o tomarse amarilla.


Joya de baño en Rodio

El baño de rodio es un proceso de electrolisis por inmersión de joyas, muy utilizada en alta joyería para acabados de gran calidad. No sólo ayuda a proteger tus joyas, sino, que blanquea las piezas de forma muy especial, embelleciendo y dando vida a tus joyas.


Se le atribuyen propiedades antialérgicas, siendo muy recomendable su uso para las personas que tienen problemas con alergias al oro o a la plata.


Con estos cuidados se garantizará una vida más larga al proceso de rodinado:


  • Nunca utilices ningún químico en tu accesorio rodinado.

  • Nunca utilices pasta de dientes para limpiarlo.

  • No guardes tus accesorios rodinados con otros accesorios ni en cajitas de madera. Lo ideal es mantenerlos por separado en tulitas.

  • Evita el contacto con perfumes, detergentes comunes, ácidos y también con el agua de mar.

  • Si deseas darle brillo, limpiar tu prenda con un paño seco será suficiente.


Cover Gold

Los accesorios de cover gold son elaborados con materiales de muy buena calidad, con un excelente acabado, semejante al de una joya de oro. 


La base de estos accesorios suele ser de cobre y zinc, para luego cubrir la superficie con una capa de oro. Esto  se consigue mediante procesos electroquímicos y dependiendo del tipo de chapado se logran diferentes espesores. Así pues, cuanto mayor sea la cantidad de oro aplicado, más costosa y resistente será la joya.


Los accesorios de cover gold que comercializamos en Harmonía tienen un lindo acabado y requieren los mismos cuidados del acero para conservar su capa dorada por mucho tiempo.


Zamak

El zamak es una aleación de Zinc, Aluminio, Magnesio y Cobre. Actualmente es muy popular en la elaboración de bisutería, por su bajo precio y la facilidad para trabajarlo en la fabricación de diversos accesorios.


Este material suele ser resistente, aunque se recomienda evitar mojarlo o ponerlo en contacto con productos químicos, como jabones, perfumes o cremas, para evitar que cambien de color.


Este material no tiene garantía, pues si no se siguen las indicaciones anteriores, si se utiliza en un clima muy húmedo o si la persona que lo usa tiene el pH ácido, puede tornarse de color amarillento (los que son plateados) o de color cobre (los que son dorados). 


Puedes limpiarlo con un pañito seco para evitar que almacene partículas que le quitan su brillo o que pueden manchar tu piel. Además te recomendamos guardar tus accesorios de zamak en un lugar donde no tenga contacto directo con el sol o el aire, para extender su duración el mayor tiempo posible. 


Zamak Esmaltado

Tiene las mismas características del zamak puro, pero posee aún mayor resistencia a los factores ambientales, pues como su nombre lo indica está recubierto por una capa de esmalte especial, que lo hace tener una duración más larga. Tiene 3 meses de garantía.


Debes tener en cuenta que incluso los materiales más resistentes como el acero, rodio o plata 925 pueden sufrir desgaste por los diversos factores ambientales, pH o mal uso de quien los porta.